Arde competencia por la candidatura

0

A cinco meses de que los partidos empiecen a definir quién los representará en la boleta del 2022; en Morena cada día son más los que levantan la mano; y el fuego amigo ya empieza a desatarse

CIUDAD VICTORIA, TAMAULIPAS.- Tan pronto concluyó la elección de l6 de junio y se conocieron sus resultados, comenzó la competencia por la gubernatura de Tamaulipas, lo que a su vez desató una lucha al interior de las principales fuerzas políticas.

Lo que está en juego, y ya se disputa con toda intensidad, es la única candidatura disponible para el 2022.

Por eso, a partir del 25 de junio empezó a calentarse el ambiente político. Ese día, desde Villa de Casas, el gobernador Francisco García Cabeza de Vaca emitió un mensaje que sirvió para destapar a César Verástegui como un posible candidato del PAN; pero también para dar inicio a la carrera por la sucesión. Paradójicamente, el mandatario no solo dio la voz de arranque para su partido; como un efecto dominó comenzó una ola de destapes entre los aspirantes morenistas, que se ha intensificado en los días más recientes.

A la fecha, son seis los políticos de Morena -legisladores, funcionarios, alcaldesque de alguna forma u otra han confirmado su interés, pero son muchos más los que aparecen en la lista de aspirantes.
Al menos una decena integran la relación de posibles candidatos que ya están siendo medidos por la dirigencia nacional, y de los cuales, para fin de año, sobrevivirían de tres a cinco, para iniciar formalmente el proceso de selección que como ya ha adelantado Mario Delgado, será el de las encuestas.

Por lo pronto han levantado la mano Américo Villarreal Anaya, Rodolfo González Valderrama, Héctor Garza, Erasmo González Robledo, Felipe Garza Narvaez y Mario López Hernández; y se espera que esta misma semana también haga públicas sus aspiraciones Adrián Oseguera, además de José Ramón Gómez Leal, quien ha incrementado considerablemente su promoción en las redes sociales.
En el caso de las mujeres, habría que sumar a Carmen Lilia Canturosas, a Guadalupe Covarrubias, a

Adriana Lozano, y como una posible candidata externa a Maki Ortiz. El 29 de junio, el senador Américo Villarreal Anaya, afirmó: “yo estoy listo y si los tamaulipecos y las tamaulipecas que son quienes deben decidir de acuerdo a los procedimientos que tiene nuestra institución política y bajo esta metodología ellos manifiestan en estas valoraciones de encuesta que puedo yo servir a Tamaulipas lo haré con el mayor de los ahíncos y la mayor disposición por tener buenos resultados”.

Unos días después, el 2 de julio el titular de Radio, Televisión y Cinematografía del gobierno federal, Rodolfo González Valderrama, también abrió sus aspiraciones:
“Aquí estoy, ya alcé la mano, sí me interesa, pero tampoco se me va la vida, yo estoy muy consciente de que tengo el derecho de alzar la mano pero ese derecho viene acompañado de una obligación, que es si no resulto, sumarme con quien resulte”.

Y 24 horas después, el titular de la Unidad de Administración y Finanzas de la Secretaría de Economía, Héctor Garza González, visitó Victoria donde habló sobre su futuro político: “Como tamaulipeco tendré que tomar la decisión y si es dentro de un espacio donde yo pueda refrendar la confianza que me han entregado a nivel federal y que en su momento fui un hombre que abanderó la causa en Tamaulipas, no voy a decir en términos coloquiales no voy a decir que me voy hacer a un lado”.

Garza fue el primer candidato de Morena a la gubernatura de Tamaulipas en el 2012, cuando el partido debutó formalmente en las elecciones locales. Esta triada -Américo, Rodolfo y Héctorson considerados por especialistas como los más aventajados en la carrera por la candidatura, en parte porque son los más cercanos al presidente López Obrador.

Pero ellos mismos han insistido en que nada está escrito, y aseguran que al final serán las encuestas las que definan quién abanderará a Morena.

Lo cierto es que en los últimos días, particularmente el fin de semana, se evidenció un incremento sustancial en las actividades políticas de los interesados.

Con la excusa de promover la consulta popular para enjuiciar a los ex presidentes, los aspirantes tienen luz verde para moverse por el estado.

Trascendió por ejemplo, que esta semana, el alcalde de Madero Adrián Oseguera, redoblará sus actividades y por primera vez hará patentes sus intenciones de competir por la candidatura.

El edil recientemente electo es uno de los que salen mejor posicionados en las primeras encuestas informales que han publicado alguna empresas como TRSearch y Massive Caller. En el sur de Tamaulipas, el diputado federal Erasmo González Robledo, sostuvo una reunión con militantes morenistas de esa región que lo apoyarían en su lucha por la candidatura.

En Matamoros estuvo Rodolfo González Valderrama, quien ofreció una conferencia de prensa acompañado por el alcalde de Matamoros, Mario López Hernández, quien ha dicho que el titular de RTC sería un buen candidato morenista, aunque él mismo ha mostrado su interés en participar en la contienda interna.

“Yo me voy a esperar a que salga la convocatoria y una vez que salga la convocatoria, voy a leer las reglas del juego y en su momento haré mi pronunciamiento, lógicamente todos tenemos un derecho a participar, a definir qué queremos en la vida política, y en su momento haré mi pronunciamiento”, dijo el 12 de junio el edil fronterizo.

Mientras que Rodolfo, cuestionado sobre la gran cantidad de morenistas que están levantando la mano, mandó un mensaje político: “Morena lo hemos comparado con el arca de Noé, hay lugar para todas las especies, nada más que a cada uno se le da su lugar, abajo van los reptiles y arriba iban las aves; cada quien toma su lugar”.

Casi al mismo tiempo, en el otro extremo de la costa tamaulipeca, Alejandro Rojas Díaz Durán, continuó con su gira proselitista. El senador suplente tendrá como primer escollo para participar en la contienda interna de Morena, conseguir su carta de residencia en Tampico, donde asegura, tiene sus raíces familiares.

Si la dirigencia nacional del partido replica en Tamaulipas la estrategia empleada en las gubernaturas que estuvieron en juego este año, sería en diciembre cuando el partido de a conocer quién será su candidato en la entidad.

Es decir, a partir de ahora quedan cinco meses de intensa competencia morenista.

Compartir.

Comments are closed.